Ir al contenido principal

LOS INICIOS EN MELILLA DE LA SOCIEDAD DE SALVAMENTO DE NAUFRAGOS

La Sociedad Española de Salvamento de Náufragos nace en Madrid el 19 de diciembre de 1880 a iniciativa de Martín Ferreiro y Peralta y bajo el patronato de S.M. la Reina María Cristina y la protección de su S.A.R. Infanta María Isabel Francisca. Dado el carácter altruista de sus actividades, el gobierno, por resolución de 12 de enero de 1887,  declaró  a la misma  como asociación benéfica y de utilidad pública.
En Melilla comenzó su andadura a finales del siglo XIX manteniendo en el antiguo puerto una caseta donde se almacenaban los equipos y el bote de rescate. La Compañía de Mar la encargada de proporcionar las tripulaciones para dicho bote.


TIPO CLASICO DE BOTE DE RESCATE DE LA SOCIEDAD DE SALVAMENTO DE NÁUFRAGOS


En 1906, la junta central de la Sociedad de Salvamento de Náufragos se decidió a potenciar la junta de Melilla y realizó un viaje de inspección a nuestra ciudad. De resulta del mismo se acordó renovar el material de salvamento y el bote de rescate. Asimismo se llegó a un acuerdo con la Junta de Obras del Puerto y autoridades de la ciudad para ceder la antigua caseta al puerto y que se construyera una nueva en la zona de la Florentina con su correspondiente rampa y rail para la botadura de la embarcación de rescate. Coincidiendo con la visita de esta comisión de la junta central, se elegió una nueva directiva local de la Sociedad de Salvamento de Náufragos donde destacaban los hombres de la Compañía de Mar. Su presidente era José Morán Vergara, vicepresidente José Mazallero, vocales eran: José Bellido, Guillermo Cervantes, Ramón Cortés y Juan Gallego. Secretario Gregorio Gallego y tesorero Juan Alamos.


MARTÍN FERREIRO Y PERALTA. FUNDADOR DE LA SOCIEDAD DE SALVAMENTO DE NÁUFRAGOS.


El material que se envió a Melilla eran nuevos aparatos lanzacabos sistema "spandau" con los elementos necesarios para construir un andarivel de emergencia y un bote insumergible de nombre García Martín que llegó a remolque del vapor correo Ciudad de Mahón . Para adiestrar al personal de la Compañía de Mar en el manejo de los nuevos equipos se realizó un ejercicio el día 22 de junio de 1906 dirigido por un delegado de la Sociedad de Salvamento de Náufragos.

El ejercicio consistió en simular que el Ciudad de Mahón había embarrancado por lo que se le envió una guía mediante el lanzacabos para tender un andarivel por el que un marinero del vapor correo pudo ser recogido en tierra.



MUESTRA DE APARATOS LANZACABOS Y EQUIPOS DE LA SOCIEDAD DE SALVAMENTO DE NÁUFRAGOS



Otro aspecto de las actividades de la Sociedad de Salvamento de Náufragos era el de otorgar premios en metálico y medallas a personas que se habían destacado en operaciones de rescate. Así, con motivo del incidente protagonizado el 17 de julio de 1906 por dos soldados que a despecho del fuerte levante que soplaba quisieron bañarse en la zona de la Florentina y fueron arrastrados por el mar, muriendo uno de ellos mientras que el otro pudo ser salvado por Juan Peña, Vigia de Mar, con grave riesgo de su vida y gracias al apoyo de un bote tripulado por personal de la Compañía de Mar, la junta local de Salvamento de Náufragos acordó otorgar un premio de 30 pesetas a Juan Peña, 25 al marinero José López que también se arrojó al agua para ayudar a Peña, 10 pesetas al patrón del bote de la Compañía de Mar y 5 pesetas a cada uno de los marineros de la tripulación.
Esta sólo es una más de las incontables ocasiones en que los hombres de la Compañía de Mar y de la Sociedad de Salvamento de Náufragos arriesgaron sus vidas para socorrer a las personas en peligro en nuestras aguas. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

EL VAPOR GANDÍA Y EL DESEMBARCO EN AFRAU. ENERO 1921.

La Marina Mercante española en general y, especialmente, Trasmediterránea desde que  asumió  las comunicaciones marítimas entre la Península y las ciudades españolas del Norte de África,  tuvo una importante participación en las Campañas de Marruecos  tanto transportando hombres,pertrechos y equipos desde la Península a Melilla o Ceuta, como formando parte de las fuerzas navales en los diferentes desembarcos en territorio marroquí que se realizaron durante estas campañas, desde el de la Restinga en 1908 al de Alhucemas en 1925.  En este artículo, nos ocuparemos de la participación del Gandía en el desembarco efectuado en la playa de Sidi el Hassain para ocupar punta Afrau y establecer allí una posición fortificada. El vapor Gandía era un pequeño buque de 50 metros de eslora y 6 manga construido en Inglaterra en 1869 como un yate de nombre de Hellen.  Tras pasar por diversas navieras y transformaciones, acabó comprado por Trasmediterránea en 1918 que lo rebautizó como Gandía y lo puso…

LA ODISEA DEL FALUCHO SAN JOSÉ: DE MÁLAGA A MELILLA PASANDO POR ORAN.

A mediados del siglo XIX, las comunicaciones marítimas entre Melilla y Málaga se mantenían mediante los faluchos correos. Los faluchos eran un tipo de embarcación típicamente mediterránea de porte mediano y que arbolaban un mastil central con vela latina, una mesana latina y bauprés para aparejar un foque.

Según cronicas de la época, estos faluchos solían estar a la carga en Málaga y aprovechaban los vientos de poniente para hacer su viaje a Melilla. Esta espera de vientos favorables no permitía mantener un servicio regular entre ambos puertos, pero los patrones y marineros que tripulaban estos buques no dudaban en aprovechar la más mínima oportunidad para cumplir con el servicio asignado, aunque a veces el tiempo les gastara tan malas pasadas como la ocurrida al falucho San Jose en marzo de 1853.

En el diario La Esperanza del 22 de abril de 1853 se publicó una carta fechada en Melilla el 11 de abril en la que se relataba esta verdadera odisea sufrida enmedio de un fuerte temporal de p…

EL PRIMER VIAJE DEL ANTONIO LAZARO Y EL VICENTE PUCHOL.

Los buques correo Antonio Lázaro y Vicente Puchol  fueron compañeros de fatigas de los primeros años de vida de nuestra antigua estación marítima que ahora nos quieren derribar. La entrada en servicio de estos buques en las líneas marítimas que unen Melilla con Málaga y Almería marcó un antes y un después del transporte marítimo de nuestra ciudad en unos años en que el puerto de Melilla empezó a figurar entre los primeros de España en cuanto al tráfico de pasajeros.
EL TELEGRAMA DE MELILLA DEL 4 DE SEPTIEMBRE DE 1968
El Antonio Lázaro fue diseñado como buque mixto de carga y pasaje y construido en los astilleros de la Unión Naval de Levante. Su botadura se realizó el 13 de enero de 1968 y se pensaba que sería el primero de una serie de cuatro buques que no llegó a llevarse a cabo. Su eslora era de 106,43 metros, manga de 16,3 metros, puntal de 7,19 metros. Calado máximo de 5 metros. Desplazamiento de 4729 toneladas y peso muerto de 1881 toneladas. Disponía de espacios de carga a proa …